LAST DAYS! 10% DISCOUNT USING THE COOK CODE

Una receta que no te esperas: salmonete con crujiente de escamas

by Amercook España
.
– Por Pablo González, chef 2 estrellas Michelin

 

La gran pregunta es: ¿se pueden comer las escamas de los pescados? Y en ese caso... ¿están buenas?

En algunos tipos de pescado sí, como en la del salmonete, ya que son muy ricas en colágeno. A las escamas le podemos sacar partido con diferentes cocinados y preparaciones: desde fritas a cocidas y trituradas para obtener el colágeno puro que es tan beneficioso para nuestra salud.

 



Cómo hacer escamas de salmonete fritas:

  • Esta elaboración es super sencilla y dará un toque de alta cocina a nuestras recetas de pescado. Lo primero que debemos hacer es que cuando vayamos a la pescadería pedirle por favor al pescadero que no nos retire las escamas de nuestro pescado.
  • Bien, lo segundo que debemos hacer es retirarle las escamas al salmonete con un cuchillo pequeño en dirección a contraescama y sin apretar demasiado para no dañar la carne del pescado. Esto lo haremos encima de un recipiente donde nos irán cayendo las escamas para poder recuperarlas.
  • Precalentamos un cazo con aceite de girasol a unos 140 grados, no demasiado caliente.
  • Colocamos las escamas en un colador que nos entre en el cazo que hemos puesto a precalentar el aceite.
  • Sumergimos el colador con las escamas en aceite que hemos precalentado y lo dejamos hasta que las escamas se doren.
  • Una vez doradas las extendemos sobre papel absorbente para quitarle el exceso de aceite y las ponemos de sal.
  • Y ya tendríamos las escamas crujientitas y listas para comer.

 

Salmonete a la plancha con sus escamas crujientes

Para esta receta le pediremos al pescadero que nos saque los lomos del salmonete.

PASOS:

  • Le retiramos las espinas que nos quedan en el centro del lomo para que a la hora de comerlo sea mas agradable (podríamos hacerlo con unas pinzas de depilar).
  • Precalentamos una sartén con un poquito de aceite.
  • Sazonamos el lomo de pescado y lo ponemos en la sartén con la piel hacia abajo.
  • Cuando veamos que la piel esta dorada damos la vuelta con cuidado y dejamos unos segundos para terminar de cocinar sin que se nos pase (este pescado está riquísimo para comer poco echo).
  • Sacamos a nuestro plato y terminamos con nuestras escamas crujientes por encima. Nos quedara un plato fantástico, sencillo y muy sabroso.

 

LEAVE A COMMENT

Please note, comments must be approved before they are published


BACK TO TOP